13.3. Equilibrio a largo plazo en un mercado de libre competencia

A corto plazo debe de haber además de las curvas de los costes totales medios, la de costes marginales y la de costes variables. Suponiendo que los precios están en equilibrio, la curva de demanda seria igual a la de precios y la de los ingresos medios y marginales.

La cantidad óptima de producción estaría en la intersección entre CM y P (o D) (IMe=IM). Y los costes serían la unión de los costes totales medios con la prolongación de los precios en intersección de CM, prolongación vertical. Así los ingresos serían el área formado por la línea de demanda y la conformada por el precio de la cantidad máxima de producción.

Si P es mayor que CMe, entonces hay ganancias:


Si P = CMe, no hay ganancias extraordinarias


Si P es menor que CMe, se darán pérdidas:


Al entrar más empresas en la industria en cuestión se produciría una nueva situación de equilibrio, variándose las posiciones de las curvas. Se producirán perdidas que serian las mínimas posibles. Es una situación de máximo beneficio para la empresa. En una situación así habría empresas interesadas en salirse de ese mercado, con lo que disminuirían las empresas y por lo tanto la producción volviéndose a la situación de equilibrio en la que los precios de mercado coincidiesen con la de los costes unitarios en la que se ha producido entre las entradas y salidas de empresas. En esta situación las empresas tendrían beneficio cero debido a que el precio de mercado coincide con el coste.

A corto plazo la curva de demanda coincidiría con los precios de mercado y la de oferta coincide con la de costes marginales a partir del precio de mercado.



Para saber más y ampliar conocimientos

- Lectura: Aula de Economía. Competencia perfecta


Economía Política

Temas de Economía (entrada antigua)

0 comentarios:

Publicar un comentario