El hombre de Cro-Magnon


En marzo de l986, geólogo Louis Lartet descubrió cinco esqueletos humanos en la cueva de Cro-Magnon (cerca de Les Eyzies de Tayac-Sireuil, Dordogne, Francia), lugar del que obtienen su nombre.

El hombre de Cro-Magnon es el nombre con el cual se suele designar al tipo humano correspondiente a ciertos fósiles de Homo sapiens, en especial los asociados a las cuevas de Europa en las que se encontraron pinturas rupestres. Se le consideró como el modelo de Homo sapiens moderno.

Su datación (10.000-40.000 años) se toma como tiempo que da comienzo al Paleolítico superior desde el punto de vista antropológico, mientras que el límite moderno no lo marca la aparición de ninguna modificación física, sino ambiental, el fin de la última glaciación (Würm) y el comienzo del actual período interglaciar (periodo geológico Holoceno), con los periodos culturales denominados Mesolítico y el Neolítico.

Cráneo del hombre de Cro-Magnon. Museo del Hombre, París

Cráneo del hombre de Cro-Magnon. Museo del Hombre, París

Inicialmente, en los estudios de Broca, Quatrefages, Hamy y Lartet de los restos de la cueva de Cro-Magnon (tres adultos varones, una mujer y un feto) se realizó una descripción que incluía como rasgos destacados una elevada altura (uno de los varones medía 1,80 m), mentón prominente y gran capacidad craneal (1590 cc). Otras características eran un cráneo alargado, frente alta, bóveda craneal más elevada que los neanderthales, protuberancias supraorbitarias bien marcadas pero no en burlete ni en torus, cara ancha, nariz estrecha, apreciable prognatismo, órbitas bajas y rectangulares, y mandíbula robusta con mentón prominente. Las tibias muy aplanadas transversalmente.

El hombre de Cro-Magnon se asoció desde su descubrimiento a la industria lítica denominada Auriñaciense, identificada pocos años antes. Hoy día, esta asociación no se considera de un modo muy estricto.

El paradigma del hombre de Cro-Magnon como modelo de hombre moderno en la actualidad ha sido superado. El hombre de Cro-Magnon es Homo sapiens moderno, pero no es el modelo único. No todos los Homo sapiens modernos son Cro-Magnon.

A grandes rasgos, se puede decir que el hombre de Cro-Magnon correspondía a un tipo de Homo sapiens moderno, occidental, de mayor altura que otro tipo de Homo sapiens moderno, el oriental.

Debido a sus manifestaciones artísticas y a su configuración anatómica parecida a la de los humanos actuales se le contrapuso frente al hombre de neandertal, más primitivo y simiesco. Hoy en día todas estas teorías han sido superadas por los avances científicos y los nuevos descubrimientos, formando parte ya de la Historia de la Ciencia.



Paleontología Humana

0 comentarios:

Publicar un comentario